Puede parecer gracioso, y obvio que no es una enfermedad que se contagia de persona a persona, pero la ciencia revela que si te embarazas y te reúnes con tus amigas frecuentemente, tal vez ellas decidan convertirse en madres también.

No te pierdas: Amigas de la universidad serían las más importantes en la vida

En la investigación publicada en la revista American Sociological Association se destaca que el anuncio de maternidad de una amiga influye de una forma positiva en la decisión de otra de convertirse en madre.

Esta situación es más común entre las mujeres que tienen muchos años de amistad y que tienen diferentes experiencias de vida.

“Este efecto es a corto plazo y en forma de U inversa, es decir, el deseo de quedar embarazada aumenta después de la maternidad de una amiga y alcanza su máximo alrededor de dos años más tarde, luego disminuye”.

Así que si estás embarazada, tu mejor amiga puede tener el deseo de vivir también esta experiencia dentro de los siguientes tres años, es decir, estás influenciando en su decisión de fertilidad.

Los investigadores comparten tres teorías. La primera es porque las mujeres se deciden más rápido cuando ven a una amiga cercana de vivir esta etapa con éxito.

La segunda es porque a las mujeres no les gusta sentirse solas cuando su mejor amiga está viviendo una experiencia diferente como la maternidad.

La última es que las amigas se sienten más apoyadas al coordinar actividades y cuidado de los niños.

Otro dato curioso es que el embarazo no sólo es contagioso, sino también el número de hijos.

H/T – Naranxadul