Mujeres en lo sublime del arte.

Creativo y disruptivo así podemos catalogar el arte del artista británico Jamie McCartney, que ha creado una escultura monumental, un mural sobre el lugar más íntimo de las mujeres.

Se trata de un proyecto que involucró a 400 mujeres y sus partes privadas las cuales terminaron siendo públicas al final del proyecto.

Denominada “La gran pared de la vulva”, la pieza acercó al artista a mujeres de diferentes países y todos los sectores de la vida, todas con una visión positiva del proyecto.

Pudiese pasar por una creación  vulgar y desmesurada pero realmente se trata de una verdad retratada, el cuerpo femenino en todo su esplendor, sus formas, sus peculiaridades todo en una pared que encierra un arte con conciencia social.

La obra consta de 9 metros y de cuatrocientos moldes de yeso de vulvas, todas ellas únicas, dispuestas en diez paneles de gran tamaño. McCartney se propuso hacer de este proyecto tan amplio e inclusivo como sea posible.

El rango de edad de las mujeres es de 18 a 76. El artista alude que:

“Para muchas mujeres su apariencia genital es una fuente de ansiedad y yo estaba en una posición única para hacer algo al respecto.”

Ciertamente las vulvas vienen en todo tipo de formas, tamaños y colores, es por esto que obras como esta tratan de cambiar paradigmas y reinventar ciertos tabúes en la sociedad.

La gran pared se trata de aceptación y educación.

¿Qué te parece este tipo de obras?

 

 

H/T – Youtube